Consejos para cambiar divisas si viajas a otro país

Los períodos vacacionales son sinónimo de viajes y visitas a lugares dónde jamás habíamos estado. Si viajáis a algún país fuera de la llamada zona Euro, debéis saber que utilizan otra moneda o divisa para sus pagos.

Consejos para cambiar divisas si viajas a otro país

Por ello, en este artículo os vamos a indicar una serie de consejos sobre el dinero y el cambio de divisas con el objetivo de ayudaros en vuestra travesía.

Las divisas fluctúan constantemente

Cambiar euros a otra divisa no debe ser un acto espontáneo, sobre todo si tenemos la intención de cambiar mucho dinero. Las divisas están fluctuando de manera constante y lo que hoy vale 0,8 mañana puede valer 0,9 por lo que es interesante ver la tendencia y cambiar cuando mejor nos convenga.

Los acontecimientos políticos suelen afectar a la estabilidad y al valor de las divisas. Comprar libras esterlinas cuando su valor baje con motivo del Brexit o por otro motivo político, puede ser una gran idea. En el caso de la libra, su valor ha ido decreciendo con el paso de los años desde 2016, que fue el año clave para la propuesta del brexit

Lleva efectivo siempre a cada viaje

Puede que confíes en otros métodos de pago como las tarjetas de crédito o incluso tu smartphone pero, siendo realistas, no hay nada que iguale al dinero en efectivo. La realidad es que hay muchos lugares y países dónde el pago con tarjeta está bastante restringido o limitado, por lo que confiar en una tarjeta puede no ser la mejor opción.

Además, si perdemos la tarjeta o tenemos un problema con el banco podemos quedarnos tirados sin ayuda. Lo más aconsejable efectuar un cambio de divisas antes de despegar y llevar algo de dinero en efectivo por si tenemos algún contratiempo.

Tener claro cuanto dinero queremos cambiar

La planificación es un punto clave para los viajes y, más aún, en el ámbito económico. Antes de partir, debemos tener claro cuanto nos queremos gastar y cambiar divisas para no malgastar el dinero. Si cambiamos todo de una vez nos ahorraremos bastante dinero, ya que podremos cambiar en el mejor momento para nuestro bolsillo.

Si queremos utilizar la tarjeta de crédito, quizá no debamos cambiar tanto dinero en efectivo pero eso ya depende del país que visitemos. Si visitamos un país como Reino Unido, no tendremos problemas. Ahora bien, si nuestro destino no tiene tantos avances en las formas de pago, quizá lo más seguro es apostar por el dinero en efectivo y olvidarnos de las tarjetas de crédito y débito.